Información general | 24 de NOVIEMBRE de 2016 | 15:11

Productores de la Ruta 5 denuncian falta de seguridad jurídica

Moisés Glellel y Carlos Cocha denunciaron que algunas de las tierras en las que trabajaron e invirtieron durante años fueron entregadas con escritura por el ex secretario de Tierras Ariel Puy Soria a personas que no cumplieron con los requisitos del INTI. 

Moisés Glellel, integrante de una asociación que nuclea a productores de la ruta 5 habló  en La mañana de La Red de la problemática que atraviesan los productores que se radicaron en la zona como parte de un programa del Instituto Nacional de Tierras Indivisas: “Hemos apostado junto a nuestras familias a un estilo de vida diferente y productiva en la zona rural. Eran zonas en las que no se producía nada. Hoy hemos logrado hacer crecer la zona con servicios y con otras realidades”.

“El comodato entregado por el INTI es un plan de trabajo por tres años con la opción a compra, y fueron dados en resolución en su momento el 2.004 y se comienza a trabajar con cierre perimetral, desmonte selectivo, bajada de los servicios. Había que radicarse en el lugar”, explicó Glellel.

Asmismo, el trabajador rural relató: “Primero la producción era caprina y después, cambia la realidad de la zona y comenzamos a desarrollar la parte agrícola. En ese momento formamos la Asociación de productores desde donde se comienzan a  gestionar perforaciones y acueductos” y recordó: “En el 2014 accedemos a un crédito del Banco Mundial para solucionar la problemática más común, que era el agua, haciendo una perforación y se hacen inversiones para fortalecer la parte productiva”.

“La problemática ahora es la seguridad jurídica de nuestros terrenos”, afirmó Glellel, y apuntó: “En la actualidad las tierras hoy tienen un valor interesante en lo productivo. Desde que esto comenzó se presento la opción a compra en el INTI y hemos visto que en este último tiempo ha salido gente con escrituras sin haber cumplido con los proyectos y eso nos parece grave”.

Respecto de la mediatización de la problemática, Glellel enfatizó: “Queremos que se visibilice la problemática para que la gente sepa realmente cual fue la gente que trabajó, que vive, que invirtió y que hicieran un esfuerzo para lograr el desarrollo y que son las que tienen la capacidad para tener sus escrituras para poder hacer una PYME o para pagarle al estado los impuestos que corresponden”.

 


 “Queremos que se visibilice la problemática para que la gente sepa realmente cual fue la gente que trabajó, que vive, que invirtió y que hicieran un esfuerzo para lograr el desarrollo"


 

“Esas tierras tienen un valor fiscal, no inmobiliario, por eso hay que respetar lo que se hizo”, aclaró Moisés Glellel, y aseveró: “A las mejoras se las hicimos los productores y hoy algunos quedaron en la calle, porque han aparecido escrituras del año 2.014, a nosotros que estamos hace 12 años ahí, recién en marzo nos han dado la posibilidad de acceder a la compra”.

Por otra parte, Carlos Cocha, uno de los productores afectados, indicó: “Nosotros estábamos desde el 2010, cuando se inician los proyectos y esa parcela fue entregada a un señor, Hugo Gómez. Este señor no cumple con lo que indica el comodato y abandona la parcela”.

A su vez, cocha recordó: “Me conecté con gente de tierras, con el señor Gutiérrez, y él me dijo que había parcelas que habían sido abandonadas. Él es quien me ubica  a mí en la parcela y ahora, como estamos en un problema legal, lo niega”.

“Desmontamos 10 hectáreas. Comenzamos a trabajar y a producirlas. Entre el 2014 hasta este año hemos intentando hablar con Ariel Puy Soria. Nunca nos quiso atender, ni como asociación, ni como particulares ni nada. Nos negó además poder acceder a la tierra, porque él nunca estuvo de acuerdo con que los productores debíamos ser los dueños de las tierras”. Señaló Cocha.

En cuanto a la realidad que hoy le toca vivir, Cocha denunció: “Hoy me encuentro desalojado de mi parcela con una inversión de casi 700 mil pesos, con los plantines de inicio de siembra, porque el sabiendo que yo había entrado en el 2010 a esa parcela, una semana antes de que él se vaya del cargo, firma una escritura a Gómez, quien se hace presente en marzo con la escritura”.

“El Juez Barría me envía una medida de no innovar, y yo la cumplo”, afirmó Cocha, y añadió: “Después me manda una orden de desalojo como si yo fuera un delincuente con un fuerte operativo policial. Llegaron para sacarnos a la fuerza, y con la ayuda de otros productores de la zona que llegaron para ayudarnos, pudimos salir”.

Por su parte, el productor de la zona de Las Parcelas en la ruta 5, disparó: “Hasta el día de hoy, el juez Barría no puede comprobar que yo haya estado vendiendo la parcela o que yo haya faltado a la medida de no innovar y hoy estoy fuera de la parcela con una pérdida de 1.6 millones. El juez dice que quien se va a hacer cargo es el señor Hugo Gómez”.

“Desde ese día que yo estoy sin trabajo. Barría me mando a llamar cuando yo estaba en el sur para que entre a la parcela a ver que se podía cosechar. Está todo perdido. Fue mi abogada a ver con escribanos. Ahora como él me sacó sin tener pruebas, de un día para otro, yo también le pido al juez Barría que mande el pago de todo lo que se perdió de un día para otro”, finalizó Carlos Cocha.

prevencion salud
Ajalar
Quick Lane
Osunlar
Unlar
sidiunlar