La columna de Mattias Meragelman | 15 de DICIEMBRE de 2019 | 07:12

¿Qué quieren hacer Ricardo e Inés?

El Gobierno provincial apunta a una reforma política, judicial y un paquete de medidas económicas que pongan "plata en el bolsillo de la gente". Mientras que en el municipio la basura es la obsesión de l@s funcionari@s. 

L@s funcionari@s y dirigentes polític@s que conversaron con el gobernador Ricardo Quintela en los últimos días, no se sorprendieron por el discurso que brindó en el Súper Domo el martes pasado, cuando dio inicio formal a su gestión de Gobierno. El mandatario provincial sostuvo las mismas obsesiones que viene repitiendo puertas adentro y sobre las cuales viene machacando internamente a sus flamantes funcionari@s.

La administración de Quintela tiene definidos los principales proyectos que espera concretar en los próximos meses. Las ideas centrales de la gestión pasan por: reformar el sistema político, modificar el funcionamiento del Poder judicial y desarrollar un paquete de medidas concretas que impulsen el consumo en la Provincia. 

En el caso del sistema político hay dos cambios claves que quieren realizar. El primero es limitar los mandatos de los cargos legislativos, provinciales y municipales. Quintela pretende que l@s diputad@s y l@s concejales tengan la misma limitación que los gobernadores e intendentes al momento de permanecer en sus cargos. La intención es que cada diputad@ provincial y concejal pueda ser reelect@ una sola vez en su cargo.

En el Gobierno admiten que no está claro cómo implementar ese cambio. Hay funcionari@s que avanzan hacia la convocatoria a una elección de convencionales constituyentes y se ilusionan con poder incorporar una serie de modificaciones que determinen los cambios judiciales que también se pretenden realizar y otros apelan a la posibilidad de una enmienda constitucional, aunque después del fracaso de este año esa palabra genera cierto escozor en el peronismo.

“Sabemos que limitar las reelecciones es un tema sensible en lo político, que a los legisladores puede no caerles bien. Pero es un planteo que generaría consenso social, que contaría con el apoyo de la oposición y que marcaría un mensaje positivo en el tema de la calidad institucional que se le viene reclamando al peronismo. Ricardo ya viene hablando del tema con Florencia López”, comentó esta semana un funcionario mientras terminaba de acomodarse en Casa de Gobierno.

El Gobierno es más cauto en el tema concejales, porque entienden que allí podría entrar el debate sobre la Ley orgánica transitoria municipal y las Cartas orgánicas. En el oficialismo se habla de un paquete que incluya todas las representaciones legislativas.

¿Habrá elecciones el año que viene para que la nueva limitación en los mandatos se aplique directamente en el año 2021 como quiere el Gobernador? La respuesta a esa pregunta no depende tanto de la voluntad del Gobierno como de la dinámica de posicionamiento de los sectores internos del oficialismo y la decisión que tomen l@s propi@s diputad@s. 

La Reforma política tiene otro costado: el sistema electoral. En este punto dentro del Gobierno reconocen que el tema “está más verde”. “No queremos más colectoras, queremos garantizar representación pero que no se viva la locura de las últimas elecciones, todavía no sabemos el cómo. Lo que está claro es que se convocará a la oposición”, comentan en el nuevo Gobierno.

En relación al Poder Judicial hay dos preocupaciones centrales.

El Ejecutivo tiene información que más de 40 personas estarían en condiciones de acceder a la libertad y la propia mora del sistema judicial los estaría reteniendo dentro de la cárcel. En el mismo sentido, hay un profundo malestar con la situaciones de pedidos de audiencias judiciales que tardan un año en concretarse.   

En este punto se debe recordar que hace mucho tiempo el Consejo de Abogados de la Provincia de La Rioja viene denunciando la existencia de una infraestructura del Poder Judicial antiquísima, que se quedó varias décadas atrasada en relación al crecimiento poblacional y las necesidades de una comunidad diversa como la actual.

La Reforma judicial –que podría pasar parcialmente por la Constitución y otra solamente necesitaría un paquete de leyes- incluiría: implementar finalmente el Fuero Contencioso Administrativo (creado por ley pero nunca aplicado) para disminuir la cantidad de casos que le llegan al Tribunal Superior de Justicia y determinar la posibilidad de que La Rioja sea una de las provincias que aplique el juicio por jurado.

En lo social y económico es donde más rápidamente se verán las primeras acciones del nuevo Gobierno provincial.

En las próximas horas el Gobernador anunciará un paquete de medidas que implicarán: congelamiento de algunas tarifas (la de agua), beneficios para quienes pagan valores menores en la factura de la energía eléctrica y una serie de acciones que el quintelismo define como “poner plata en el bolsillo de la gente”.

Sobre este último punto la principal preocupación es fomentar el consumo, teniendo a los jubilados que cobran la mínima y l@s beneficiari@s de la Asignación Universal por Hijo como prioridad.

En Desarrollo Social de la Provincia esperan que la administración de Alberto Fernández precise cómo será el Plan alimentario para avanzar en la misma línea de trabajo y con medidas complementarias del anuncio nacional sobre el tema.

Mientras que el bono para los estatales -que se pagará en dos cuotas- y la extensión del programa de compras con descuentos del Banco Rioja, serán parte del mismo esquema de políticas públicas que buscarán potenciar el consumo en la comunidad.

En lo político, el nuevo Gobierno entiende que esas medidas marcarán la construcción de una "hegemonía peronista", que es como la describen.

"Queremos Justicia social, no es demagogia, es que el peronismo ayude a cumplir esos ´Nunca Más´ de los cuales habló el presidente Fernández y que en La Rioja llevará adelante Quintela, planteando que la militancia y los funcionarios tengan claro cuál es la praxis peronista", afirman en la nueva gestión al momento de explicar qué Gobierno quieren concretar y con cuál relato político construirlo. 

El quintelismo tiene claro lo que quiere hacer en esta primera etapa de su administración. ¿Lo podrá concretar? La única verdad será la realidad.

 


El municipio presentará un informe de gestión sobre cómo recibió la ciudad. Luego planteará las acciones a concretar en la primera etapa de su administración. 


 

Basura
Con cualquier funcionari@ municipal con el que se converse más de 30 segundos, en algún momento de la charla menciona la palabra basura. Lo dice con una respiración pesada, como quien habla de la enfermedad de un amigo.

Por estas horas no hay otra preocupación para la gestión de la intendenta Inés Brizuela y Doria que levantar la basura de la ciudad Capital y poner de pie los servicios públicos comunales.

La Intendenta le pidió a sus funcionari@s que elaboren un informe del cuadro de situación de la Municipalidad que debería hacerse público antes de fin de año (podría demorar un poco más) y en el cual le pueda decir a la sociedad: de cuánto es la deuda del municipio, cuál es la realidad de los servicios públicos y qué medidas va a tomar.

Brizuela y Doria quiere dejar establecido muy claramente desde dónde arranca su Gobierno, establecer cómo la gestión municipal anterior llegó a esta realidad en materia de servicios y deuda, y que la evaluación política que se haga de su administración tenga un claro punto de partida. Luego la Jefa comunal anunciará su plan de emergencia para estos primeros 100 días.

Cuando ese informe esté terminado, se confirmará que la deuda municipal estará por encima de los 400 millones de pesos y que no habrá posibilidades de pagarla en el corto plazo. Los proveedores municipales van a cobrar en cómodas cuotas. 

En el caso de los servicios públicos la Municipalidad cuenta hoy con tres camiones de recolección funcionando, cuando el estimado es que son necesarios 18 para poder brindar un servicio normal en la principal ciudad de la Provincia.

L@s funcionari@s municipales están analizando la posibilidad en un comienzo de alquilar camiones para poder completar la flota necesaria. Para concretar ese alquiler se ilusionan con un aporte del Gobierno provincial, algo que por el momento no está confirmado pero que será uno de los primeros gestos que el Palacio Municipal Ramírez de Velasco espera del quintelismo.

Luego vendrá un trabajo de más largo plazo, en donde la expectativa es que la secretaría de Medio Ambiente, a cargo de Nadina Reynoso, implemente un trabajo muy fuerte en fomentar un cambio cultural sobre la forma de tratar la basura por parte de l@s ciudadan@s.

Reynoso llega al gabinete por sus propias condiciones en el tema y como parte del acuerdo entre el bosettismo y la nueva gestión comunal, es por ello que las ideas que el ex vicegobernador planteó en relación al tema residuos durante su campaña política podrían ser parte de las estrategias que la funcionaria comunal aplicaría en la nueva administración radical.

Pocas obras, muchos servicios y recuperar la ciudad. Por ahí cree “Juntos por La Rioja” que debe comenzar su gestión. “La situación es tan grave que haciendo poco ya la sociedad vería un cambio”, analizan alrededor de la Intendenta.    

prevencion salud

Osunlar
Unlar